Recetas, Recetas Saludables Dulces

Bizcocho de chocolate con avellanas

bizcocho de chocolate y avellanas

Receta de bizcocho de chocolate y avellanas

Preparar un bizcocho de chocolate esponjoso es uno de los mayores placeres terrenales que existen, solo hay que elegir ingredientes de calidad y un molde adecuado. @la.manzana.roja, nutricionista y Doctora en Química, nos enseña esta receta de bizcocho de chocolate sin yogur, y endulzada con Pasta de Dátiles EOS. Apunta la receta, ¡porque te aseguramos que estás ante el mejor bizcocho de chocolate saludable que vas a probar jamás!

  • Batimos los huevos para que cojan aire durante unos minutos y añadimos la pasta de dátiles, la leche, la crema de avellanas y cacao y el aove.
  • Trituramos todo hasta obtener una crema fina sin grumos. La ponemos en un bol.
  • En otro bol añadimos las harinas, la canela y la levadura. Mezclamos todo y con ayuda de un colador tamizamos sobre la crema. Con una lengua de silicona hacemos movimientos envolventes hasta integrarlo todo.
  • Ponemos trocitos de chocolate y distribuimos homogéneamente por la masa (este paso es opcional pero te lo recomendamos mucho).
  • Colocamos la masa en un molde desmoldable de 15 cm de diámetro y ponemos avellanas por encima.
  • Con el horno precalentado a 180°C, horneamos con calor arriba y abajo durante 30-35'. Hacemos la prueba del palillo para comprobar que está listo. Colocamos en una rejilla y dejamos enfriar.

Esta receta de bizcocho de chocolate es muy saludable, ya que no contiene azúcares añadidos, y además, aporta un extra de esponjosidad y un toque húmedo gracias a la pasta de dátiles y el Aceite de Oliva Virgen Extra. Nuestra sugerencia es que lo prepares para los desayunos y meriendas de toda la familia. ¡Aunque es importante que si lo van a tomar niños pequeños, retires las avellanas de la superficie para disminuir el riesgo de atragantamiento!

¿Te gustaría elaborar otros desayunos así de ricos y saludables? Prueba a elaborar esta receta de mermelada sin azúcar, o unas deliciosas cookies de almendra y chocolate

¿Quién dijo que comer sano es aburrido?